¿Qué comer si tengo fibromialgia?

ien dicen que el bienestar viene desde adentro, por eso la alimentación juega un papel muy importante para nuestra salud. Si te diagnosticaron fibromialgia o conoces a alguien con esta enfermedad y te preguntas: qué debo comer si tengo fibromialgia, aquí te decimos.

 

¿Imaginas tener dolor constante en todo tu cuerpo y al mismo tiempo sentirte muy cansada? Más o menos eso viven los pacientes con fibromialgia. Según especialistas de Mayo Clinic, esta enfermedad se caracteriza por un dolor generalizado acompañado de fatiga, problemas de sueño, memoria y alteraciones del estado de ánimo.

Aún no se conoce la causa exacta, aunque se cree que factores como la genética, infecciones, o trauma físico o emocional, pueden actuar en conjunto para que se presente.

Investigaciones señalan que en las personas con fibromialgia hay un aumento en los niveles de neurotransmisores que transmiten señales de dolor, además de que los receptores de éste se hacen más sensibles, lo cual deriva en una amplificación de las señales de dolor.

¿Qué comer si tengo fibromialgia?

Lamentablemente no existe una cura, sino que el tratamiento se enfoca en minimizar los síntomas y mejorar la calidad de vida a través de medicamentos y cuidados como la fisioterapia.

En ese sentido, no hay una dieta que por sí misma cure la fibromialgia, pero sí pautas en la alimentación, que principalmente se centran en seguir una dieta saludable, pues se ha encontrado relación entre el sobrepeso y obesidad con la fibromialgia, lo cual empeora la condición. Aquí algunas recomendaciones:

Evita el glutamato monosódico y el aspartamo. Se trata de potenciadores de sabor conocidos como excitotoxinas, los cuales, según estudios, pueden empeorar los síntomas al ser excitadores de los neurotransmisores, en especial si se consumen en exceso. Al encontrarse en alimentos procesados y light, es importante revisar las etiquetas.

Come alimentos naturales y frescos. Como ya leíste, los aditivos y químicos en las comidas procesadas, pueden afectarte, por lo tanto, la recomendación es elegir aquello que viene de la naturaleza. Además, como se ha encontrado que muchos pacientes con fibromialgia también sufren Síndrome del Intestino Irritable, este tipo de alimentación es efectiva para ambos padecimientos, prefiriendo aquello que no te provoque malestar intestinal.

Alimentación Fibromialgia

Incluye frutas y verduras. En especial aquellas ricas en magnesio y selenio, como la verdolaga, espinaca, lechuga, pepino, calabaza, naranja y manzana, pues estos minerales pueden ayudar con la sensación de dolor.

Prueba reducir el consumo de gluten. Aunque no es regla, se ha encontrado una mayor sensibilidad al gluten (no celiaquía) en personas con este padecimiento, por lo que retirar el gluten de la dieta se ha relacionado con una reducción de síntomas intestinales, cansancio y dolor.

Limita la cafeína. Quizá la fatiga constante te lleve a consumir grandes cantidades de café o bebidas con cafeína, sin embargo, esto podría empeorar tus síntomas.

Incrementa tu dosis de omega 3. No sólo es bueno para tu corazón, también ayuda con el dolor porque reduce la función cerebral de inflamación. Puedes encontrarlo en el salmón, atún, sardinas, nueces y semillas de chía.

Recuerda que todo cambio en la alimentación es personalizado y no reemplaza el tratamiento médico, por lo tanto, es importante consultar con el especialista que otros cambios en tu alimentación y estilo de vida podrían ayudar a mejorar tu calidad de vida y reducir los síntomas.

You must be logged in to post a comment.